martes, 5 de mayo de 2015

Cuidado de las pequeñas heridas y cicatrices

¿Cómo cuidar los pequeños cortes y heridas que tienen lugar a lo largo de la vida? Son problemas leves de salud los: Cortes, arañazos, hematomas y  quemaduras, seguro que más de uno las ha sufrido alguna vez.
Pero es muy importante que sepamos cómo cuidarlas y qué debemos tener en casa (botiquín) 


Pequeñas heridas

© 145/Steven Errico/Ocean/Corbis


Heridas:

Son lesiones que se producen en el cuerpo en los que están implicados golpes o desgarros.


El principal problema de las heridas es que se infecten... por eso hay que:

1- Si la herida sangra, parar este sangrado, aplicando presión en la zona de sangrado con una gasa, pañuelo o lo que en esos momentos se pueda tener a mano.
2- Lavar la herida con agua y jabón
3- Si la herida es profunda y necesita puntos: hay que ir al médico.
4- Si la herida se puede tratar en casa, lo ideal es acabar la limpieza con suero fisiológico y aplicar algún desinfectante (alcohol, clorhexidina, povidona yodada).
5- Cubrir la herida con alguna tirita o Steri-strip en caso necesario. 
6- Si la herida es tipo quemadura o rascado... es mejor aplicar algún producto con hidrocoloide para que cicatrice antes (y además, permite que nos duchemos mientras cicatriza).

Quemaduras leves:

Pueden ocurrir en casa fácilmente mientras cocinamos, con la plancha o incluso mientras nos planchamos el pelo.... ¿qué hay que hacer?

1- Poner la zona afectada debajo del grifo con agua fría. 
2- Desinfectar con algún antiséptico: clorhexidina, povidona,...
3- Cubrir la herida o aplicar cremas que generen humedad a la zona para que cicatrice antes. 

Moratones

Con una vida media de 7-10 días, son causados por una acumulación de sangre al romperse varios capilares. Pasan por diferentes colores: rojo-lila-amarillo hasta desaparecer.

1- Aplicar frío para bajar la inflamación
2- En la medida de lo posible, apretar para que la salida de sangre de los vasos sea menor.
3- Si hay herida lavar
4-Aplicar algún gel para acelerar la curación: Thrombocid, Arnidol, Árnica en pomada...

Y ya sabéis en caso de duda, estamos a vuestra disposición.

Fuente: Propia y Anefp. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada